un sitio de

Asesino de Craiglist mató a adolescente embarazada de ocho meses y decapitó a su novio

Azteca América

November 30, 2017

Las muertes de Brooke Slocum de 18 años, su hijo por nacer y su novio, Charlie Oppenneer de 25, parecen salidas de una película de terror.

Fue en Michigan que  Slocum y Oppenneer se reunieron con Brady Oestrike 31 para un encuentro sexual a cambio de dinero. Brooke fue quien publicó el anuncio, ofreciendo sus servicios porque necesitaba desesperadamente el dinero, en el anuncio especificó que estaba embarazada de ocho meses.

Desafortunadamente para Brooke y Charlie, ellos no sabían que habían acordado encontrarse con un monstruo.

En un video de vigilancia de la casa de Oestrike,que obtuvieron las autoridades, se puede ver a Brady preparándose para su encuentro con Slocum. Se le ve guardando cuerdas y poleas, juguetes sexuales, látigos y material para restringir movimiento además de ropa interior para que Slocum se pusiera.
 
Se sabe que Charlie acompañó a Brooke al encuentro, ambos tenían una relación abierta con múltiples parejas sexuales. El cuerpo de Oppenneer se encontró el 16 de julio en un parque local, había sido decapitado. Su cabeza no fue encontrada.

Durante cinco días, Oestrike torturaría sexualmente y de manera en extremo  sádica y brutale a Brooke. La sometió a las formas de profanación más humillantes y degradantes posibles. Grabó casi todas las torturas, lo que dejó a la policía con pocas preguntas sobre lo que sucedió durante esos días.

Según la policía, Oestrike colocó una cadena alrededor del cuello de Brooke y la conectó al sistema de poleas. Se descubrió que la causa de la muerte de Brooke fue estrangulamiento. La policía no pudo determinar cuándo fue asesinada exactamente.

La policía pudo rastrear la correspondencia entre Brooke y Oestrik, determinando rápidamente la identidad del sospechoso y se concentraron en él. Esto culminó en una persecución policial, durante la cual Oestrike estrelló su automóvil. Después del accidente, se suicidó con un disparo en la cabeza.

El cuerpo de Brooke fue encontrado en el baúl del auto de Oestrike. Sus restos fueron llevados a la oficina del médico forense para ser sometidos a autopsia, mientras tanto, la policía se movilizó a la casa de Oestrike para recoger evidencia.

El FBI fue llamado inicialmente para hacer la investigación ya que la policía encontró un mapa con alfileres y les preocupaba que Oestrike pudiera ser un asesino en serie. Más tarde se determinó que los pines tenían que ver con ubicaciones en el desierto donde podría sobrevivir fuera de la red si fuera necesario.

La policía recuperó cientos de fotos y videos de la tortura y encarcelamiento de Brooke Slocum. Un oficial lo describió como la cosa más brutal que había visto en su vida. La evidencia nunca será revelada al público.

COMPARTIR EN

Outbrain

Relacionados