SECCIONES DENoticias

Estados ¿Unidos?: el país dividido en regiones psicológicas

Israel Pompa-Alcalá Israel Pompa-Alcalá

08 de agosto de 2017, 22:49 hrs

EEUU

Imagen: Depositphotos

Estados Unidos es un país famoso por sus diferencias. Si bien existe mucha gente que está en contra de su enorme diversidad, una de las grandes fortalezas de la nación consiste en albergar y concentrar un sinfín de posturas, ya sean éstas políticas, económicas, raciales, sociales o culturales. A pesar de llevar en su nombre la idea de unión, Estados Unidos es lo que es justo por su amplia variedad de realidades. 

Hoy, de acuerdo con un estudio realizado por la Universidad de Cambridge, la Universidad de Austin, Texas y la Universidad de Helsinki, hay que sumar otra área de distinción: la psicológica. Este trabajo, publicado recientemente en el Journal of Personality and Social Pychology, concluyó que existen tres perfiles psicólgicos diferentes, los cuales parten al país en tres grandes secciones. 

Los investigadores partieron de dos hechos fundamentales para determinar sus resultados. El primero de ellos es la relación existente entre el comportamiento y la región geográfica donde se vive, la cual resulta vital para determinar la manera de actuar de una persona en su vida diaria. 

En segundo lugar, se llevó a cabo una investigación psicológica que ayudara a comprender mejor la relación establecida en el primer punto (comportamiento-región geográfica), a partir de la cual obtuvieron cinco grandes descripciones de personalidad: abierta, consciente, extrovertida, agradable y neurótica. 

Una vez hecha esta clasificación, se agruparon los rasgos para ver qué áreas del país se identificaban más con éstos. 

Se revisaron cerca de 1.5 millones de respuestas, las que determinaron la existencia de tres “regiones psicológicas”: la "amistosa y convencional", la "relajada y creativa", y la "temperamental y desinhibida". 

Te recomendamos: "Una palabra lo dice todo": El racismo en la era de Trump

La primera de ellas domina en los estados del Medio Oeste y el Sur, los cuales se definen por niveles moderados de extraversión, acogimiento y concienciación y muy poca apertura. "Esta configuración presenta rasgos de personalidad asociados a la consideración, la sociabilidad, la obediencia y las tradiciones. Esta región geográfica está conformada principalmente  por residentes blancos con índices comparativamente bajos de escolaridad, salud, innovación económica y tolerancia social”, de acuerdo con el estudio. 

En lo que respecta a la región "relajada y creativa", en la Costa Oeste, “se trata de estados que, según el censo de Estados Unidos, se han convertido en el destino favorito de gente con estudios universitarios o de raza no blanca. El perfil psicológico de esta región está marcado por grados bajos de extraversión y acogimiento, muy bajos niveles de neurosis, y un muy alto nivel de apertura. Hay un alto grado de personas no blancas entre sus residentes, además de gente que cuenta con acceso a educación, salubridad e innovación económica”. 

Finalmente, aparece la región "temperamental y desinhibida", la cual comprende los estados pertenecientes al Medio Atlántico y el Noreste. El perfil psicológico de sus residentes es el de una extraversión baja, muy bajo acogimiento y concienciación, un alto grado de neurosis y una capacidad moderadamente elevada de apertura. Los rasgos particulares de este tipo de personalidad resultan en personas reservadas, impulsivas, irritables, distantes e inquisitivas”. 

Ahora bien, aunque pareciera que el estudio refuerza ciertos estereotipos negativos, su propósito es totalmente opuesto, pues busca encontrar los puntos comunes de las distintas personalidades.

Jason Rentfrow, uno de los líderes del proyecto, indicó en entrevista para la revista Time: “por ejemplo, el Noreste y el Medio Atlántico pueden ser muy diferentes de las Rocallosas al Oeste, pero su gran capacidad de apertura pertenece a ambos perfiles, así que más que encontrar diferencias, podemos encontrar todo lo bueno que reside en esta mezcla de personalidades”, con lo cual se enfatiza lo dicho al inicio: la fortaleza del país proviene de los momentos en los que las diferencias son capaces de unirse. 

Te recomendamos: Brutalidad policial y racismo: cuando el color te hace sospechoso