SECCIONES DEEntretenimiento

Meghan Markle rompe de nuevo el protocolo real con su vestido más atrevido

Marianna Fierro Marianna Fierro

22 de octubre de 2018, 12:01 hrs

Meghan Markle no ha dejado de deslumbrar en su gira por Australia, esta vez lo hizo durante su paseo por Fraser Island.

Sin embargo, Meghan siempre ha estirado el protocolo real en cuanto a sus elecciones de moda, y ahora su estilo audaz está dando de qué hablar durante la más reciente gira real.

La duquesa de Sussex omitió algunos compromisos reales el lunes por la mañana para poder descansar un poco. Después de que el príncipe Harry visitara el embarcadero de McKenzie, regresó en barco a Kingfisher Bay. 

Para esta ocasión Meghan eligió un vestido de la marca estadounidense Reformation. El atuendo gris y blanco a rayas, con una cinta alrededor de la cintura y una atrevida abertura hasta el muslo , se vende por 218 dólares y ya está agotado.

La duquesa de Sussex complemento el look con sus sandalias marrones favoritas de la marca Sarah Flint , con un costo de 245 dólares y y unos lentes de sol de Karen Walker que cuestan 220 dólares, además recogió su cabello en un chongo relajado.

No es la primera vez que alguien de la familia real se arriesga a mostrar un poco más de piel,  por ejemplo Kate Middleton también ha dado de que hablar con algunos de sus atuendos.

Meghan, quien tiene aproximadamente 13 semanas de embarazo, acarició su panza de embarazada para los fotógrafos.

Mira las fotos de los Duques de Sussex en Fraser Island

Harry y Meghan conocieron a la Primer ministro de Queensland, Annastacia Palaszczuk , antes de ser recibidos por el Pueblo Butchulla, los dueños tradicionales de la isla (a los que llaman K'gari).

Los duques de Sussex lucieron encantados durante la ceremonia de humo, Welcome to Country. La parada  en este lugar celebró la dedicación de Queensland para conservar sus selvas tropicales a través del programa Queen’s Commonwealth Canopy, una iniciativa real dirigida a construir una red internacional de programas de conservación.

En un momento, Meghan se dio tiempo para hablar con Noeline Walk , de 85 años, la residente longeva de Fraser Island. "Cómo soy del lugar, me preguntó qué le sugeriría que para tomar té. '¡Mariscos, por supuesto!' Le dije a ella ", dijo Noeline a los reporteros. "'Oh, tendré que intentarlo', dijo ella."

La duquesa de 37 años de edad también conversó con otra residente local: "Tía" Joyce Owen , de 87 años. "Le conté una historia sobre mi padre, ella la amó, y les deseo toda la felicidad del mundo con su bebé". Joyce dijo a los periodistas. "Ella dijo gracias y que estaban muy felices".

La gira real de 16 días de Harry y Meghan los llevará a Fiji el martes.

Durante su discurso en la ceremonia de apertura de los Juegos Invictus en Sydney, Australia, durante el fin de semana, Harry agradeció a los locales. "Gracias por la bienvenida que nos ha brindado a Meghan y a mí en los últimos días. Me siento muy orgulloso de poder presentarle a mi esposa", dijo, "y nos ha encantado poder celebrar  la alegría personal de nuestro nuevo integrante de la familia con todos ustedes".

También puedes leer: