SECCIONES DENoticias

Su familia le preparaba baby shower; ahora planean su funeral y el de sus hijos

Julieta Ruiz Julieta Ruiz

07 de abril de 2019, 09:32 hrs

sara white baby shower funeral
Un enfrentamiento en Stockbridge, GA, terminó con la vida de Sara White, una enfermera embarazada de ocho meses, y de su hijo de 16 años, Arkeyvion White. Imagen, AP
 

Sara White estaba a punto de festejar su baby shower pero un enfrentamiento policial en Stockbridge, Georgia, terminó con su vida.

La mujer se encontraba sangrando dentro de un garage cuando la policía intentó ayudarla, pero entonces se desató una lluvia de disparos y comenzó un enfrentamiento policial que duró más de una hora.

Cuando terminó, White, quien tenía ocho meses de embarazo, y su hijo de 16 años, Arkeyvion White, fueron hallados muertos.

“No sabemos qué vamos a hacer”, dijo la madre de Sara, Kathie White, a WSB, afiliada de CNN. “Estábamos ansiosos por tener otro nieto”.

El baby shower seria una sorpresa para este fin de semana, y ahora, se debe planear un funeral triple.

Según el departamento de policía, en el condado de Henry, al sur de Atlanta, se recibió una llamada el jueves por la mañana después de algún tipo de “disputa doméstica”, entonces acudieron al llamado.

Pero ¿qué pasó en realidad?

Según los primeros reportes, un rastro de sangre se encontraba en el camino de acceso a la casa, y Sara, de 39 años, estaba tendida al otro lado de la puerta del garage.

Fue justo después de que un agente pateó la puerta principal cuando se desató el caos. “No vengan aquí”, gritó el atacante a los oficiales. “Tengo un montón de balas… tengo un rehén”.

El video de la cámara de uno de los agentes muestra a un policía pateando la puerta del garage, tratando de hacer un escape para el oficial herido que se encontraba dentro de la casa. 

Tras varios disparos, Anthony Tuy Bailey Jr, el hombre armado, se atrincheró dentro de la casa.

Según reportes oficiales, el hombre era el novio de Sara y tenía a Arkeyvion en algún lugar de la casa como rehén.

Fueron 15 horas las que tomaron a los agentes el poder negociar que Bailey dejara al menor, pero al parecer las cosas no dieron resultados como esperaban.

Alrededor de las 3:00 de la mañana del viernes (hora loca), los agentes pudieron entrar a la casa.

“Tratamos de hacer todo lo que pudiéramos para llevar esto a una resolución pacífica”, dijo uno de los oficiales. Pero la policía encontró a Bailey, Sara y el adolescente muertos.

El cuerpo del joven estaba en una de las habitaciones de arriba, mientras que la mujer se encontraba en otra. Según dijo la policía, Sara tenía una herida de bala, aparentemente autoinfligida.

Kathie White dijo que su hija daría a luz en unas pocas semanas y que ya habían elegido un nombre para el bebé de White. “Ya le habíamos dado el nombre … Antonio”, dijo Kathie White.

Hasta el momento se desconocen los detalles del caso, el cual ya está siendo investigado por las autoridades.

Te puede interesar:

Se puso el vestido de novia que eligió pero en lugar de caminar al altar, fue a la tumba de su prometido asesinado

Hombre regresa de la muerte para delatar malvado plan de su esposa por una herencia

Su exnovio la asesinó a puñaladas, abandonó su cuerpo en maleta y se suicidó en accidente automovilístico