SECCIONES DENoticias

Reducen sentencia a Lula da Silva, en unos meses podrá solicitar arresto domiciliario

Azteca América I AP I Reuters Azteca América I AP I Reuters

24 de abril de 2019, 00:57 hrs

lula da silva libre
Manifestantes exigen la liberación del expresidente brasileño Lula da Silva a un año de su arresto el 7 de abril de 2019. Imagen: Reuters

 La segunda corte de mayor rango de Brasil redujo el martes la sentencia del encarcelado expresidente Luis Inácio Lula da Silva, abriendo la posibilidad de que sea trasladado a arresto domiciliario este mismo año.

El Tribunal Superior de Justicia emitió el fallo a solicitud de los abogados de Lula, que pidieron anular la condena por corrupción del exmandatario o reducir su sentencia. Los cuatro jueces de la sesión votaron de manera unánime a favor de ratificar la condena pero con una sentencia menor, de 12 años y un mes, a ocho años y 10 meses.

La reducción de la sentencia abre la puerta para que Lula salga de su celda a finales de este año

De acuerdo a las leyes de Brasil, una vez completada al menos una sexta parte de la sentencia, los prisioneros pueden solicitar cumplir el resto de su condena en arresto domiciliario o bajo un “régimen semiabierto” en el que los reclusos salen a trabajar pero duermen en la cárcel. Lula fue encarcelado en abril de 2018 y en septiembre habría cumplido la sexta parte de su sentencia reducida.

Lula, quien fue presidente entre 2003 y 2010, fue condenado por corrupción y lavado de dinero a causa de un departamento frente al mar que, la fiscalía asegura, recibió de una compañía constructora a cambio de obtener lucrativos contratos del gobierno.

Lula y su Partido de los Trabajadores afirman que es inocente y han dicho que fue perseguido por sus enemigos políticos para impedir que se postulara nuevamente a la presidencia. Otros creen que se hizo justicia con un político corrupto.

Si la corte de apelaciones confirma esa condena y una segunda sentencia de 12 años y 11 meses sin considerar la decisión del martes, Lula, de 73 años, vería frustradas sus esperanzas de una libertad parcial.

El exmandatario es la figura más relevante en ir a prisión como resultado de la Operación Autolavado de combate a la corrupción y que ha involucrado a decenas de políticos y empresarios brasileños.

Lula, quien fue acusado en otros seis casos de corrupción, gobernó Brasil desde 2003 hasta 2010 e introdujo programas sociales que sacaron a la pobreza de millones de brasileños aprovechando que la economía más grande de América Latina estaba experimentando una expansión impulsada por un auge mundial de las materias primas.

Ve también:

Brasil: Lula sale de prisión para asistir a funeral de nieto

Lula da Silva: Juez Sergio Moro me encarceló para evitar que ganara elecciones

Lula da Silva rompe el silencio sobre Bolsonaro: "La desesperación no puede llevar a Brasil al fascismo"